lunes, 8 de octubre de 2007

Sevilla y su "dolor" especial

Nueva entrada después de muchas semanas sin darle a la tecla, sin anotar pensamientos, contar historias y sueños o simplemente (como siempre..) quejarme por algo que me relaja y me desestresa...
Esta reentré es un poco gracias a "Sobrevivire" que me dijo algo muy bonito en un comentario y creo que mínimo a ella se lo debo..
Pues os cuento, después de una semana en la que los estafilococos(por ejemplo..) no paraban de recordarme lo débiles que somos por dentro, me dejaron KO con su gripe traída desde tierras lejanas, llegó el día de la carrera en Sevilla, con sus 12 kms, su catedral y su giralda!
Nada mejor para curarte un resfriado que sudar no? pues eso hice, sudar la camiseta pateando las calles de esa ciudad a la que no tenia el gusto de conocer tan a fondo como lo he hecho este fin de semana.
Una temperatura estupenda, unas gentes simpáticas y lo mejor de todo, los compañeros del viaje que, como siempre, han conseguido que me ría hasta de mi mismo una y otra vez recordándome que la felicidad es algo tan gratuito como el respirar..
He vuelto de Sevilla con un dolor especial, un dolor en mis sentimientos por volver otra vez al trabajo, a los días fríos en Madrid y un dolor muscular que provocan las agujetas que tengo en todo el cuerpo gracias a la idea de correr 12 kms después de años sin hacer ejercicio!!!
Ha merecido la pena, unas buenas risas siempre son buenas... aunque duela!!

2 comentarios:

SOBREVIVIRE dijo...

Nuevamente mi querido Oscar Petrelli, las señales te traen a mí. Me encanta que la gente se marche con ese sabor dulce de mi ciudad.
De haberlo sabido, me habría quedado afónica animándote y lo que es mejor...Nos habríamos emborrachado juntos y te habría mostrado otros "monumentos" que se dejan ver por la noche Sevillana.
Besos con olor a jazmín!

Oscar Petrelli dijo...

Que fuerte!! me parece todo increible.. dime un nombre con el que llamarte.. sobrevivire me parece un poco largo! jajaja